Redes Sociales twitter instagram google+ youtube facebook
Inicio de Sesión
Recuperar Contraseña

CÓMO TRATAR QUEMADURAS DE SOL EN LA PIEL DE TU BEBÉ

Todos sabemos de la necesidad de proteger la piel de nuestros niños de los efectos nocivos del sol. Y a pesar de nuestras mejores medidas para cuidarlos, es posible que alguno de nuestros hijos se queme al sol.

Te traemos algunos consejos y recomendaciones para aliviar el dolor y para ayudar a su piel a mejorar.

Recomendaciones:

  • No se debe frotar la piel para secarla sino dar leves golpes con la toalla para no irritar más la piel. Cuando quites el paño, aplica una crema balsámica suave.
  • Vístelo adecuadamente, con prendas de algodón que no sean demasiado ajustadas para que no le rocen la piel enrojecida. Evitar la lana y los materiales sintéticos sobre la piel afectada.
  • No es conveniente tampoco aplicar anestésicos locales.
  • Protege su delicada piel con una gorra de ala ancha y camisetas de manga larga y mantenla a la sombra cuando salgas a mediodía, incluso durante los días parcialmente nublados.
  • Si continúan las molestias de tu bebé o si aparecen ampollas, llévala al pediatra.

Consejos:

  • Dale agua, abundantes líquidos durante los dos o tres días después de sufrir la quemadura solar. El agua debe ser siempre nuestra primera opción para hidratar a nuestros hijos.
  • Aplica compresas húmedas tan a menudo como sea necesario para aliviar al pequeño.
  • El yogur tiene propiedades calmantes que ayudan a reducir la quemazón. Después de la ducha fresca podemos aplicar yogur frío, natural y sin azucarar, sobre la piel quemada durante quince o veinte minutos.
  • Aplicar compresas humedecidas en leche húmeda sobre la piel durante media hora y repetir cada dos o cuatro horas durante las horas posteriores a la sobre exposición solar.
  • Tras un día en el que la piel se ha quemado, no debemos exponer al niño al sol hasta que la quemadura se haya curado por completo. Y en los primeros días tras la quemadura debemos extremar la limitación de tiempo y se más exhaustivos en la aplicación del  protector solar.
  • Las cremas o con vitamina E o Aloe Vera serán nuestros mejores aliados puesto que además de hidratar y refrescar ayudarán en el proceso de regeneración de la piel dañada. Es importante que éstas no contengan benzocaína, lidocaína o petrolatum.
  • También podemos contribuir a la regeneración celular de la piel del niño dándole alimentos ricos en Vitamina A como zanahorias, brócoli, leche y quesos.

Existen consejos y recomendaciones  pueden ayudarte a combatir los efectos y las molestias de las quemaduras solares.

Cuando tenemos pequeños en nuestro hogar, ellos se convierten en nuestra prioridad y nos esforzamos por verlos siempre sonreír. En nuestras tiendas podrás encontrar juguetes, ropa, traje de baños y muchos artículos para consentirlo. ¡Visítenos, te esperamos.!

 

 

© 2008 General Import C.A, RIF J-00016059-7. Todos los derechos reservados. | Elaborado por: Tend Asesores C.A